Si quieres romper con la rutina de trabajo y lograr un cambio positivo, te presentamos tres alternativas para ejercitarte de forma segura y divertida bajo la nueva normalidad.

Por Andrea Norzagaray

A principios de año resultaba común sacrificar la salud y el bienestar por largas jornadas laborales; permanecer sentado frente a la computadora en una oficina era la constante. Pero hoy, el trabajo desde casa, no ha terminado del todo con esta situación. Así que es necesario hacer un cambio positivo en tu rutina y aprender a ejercitarte en esta nueva realidad.

Como líder de tu organización, es necesario que encuentres un equilibrio entre el trabajo y tu vida personal. Te aseguramos que el ejercicio es una alternativa que tienes a tu alcance para lograrlo.

“Dudo seriamente que hubiera sido tan exitoso en mi carrera (y feliz en mi vida personal) si no le hubiera dado siempre importancia a mi salud y estado físico”, afirmó para CNBC, Richard Branson, conocido empresario y millonario inglés fundador de Virgin Group. ¿Coincides con su visión?

3 opciones para ejercitarte

A continuación, queremos darte un respiro de tu agenda siempre llena de compromisos de trabajo con estas tres opciones para comenzar a activarte.

Para los intensos: HIIT. Este entrenamiento de alta intensidad ha ganado fanáticos rápidamente alrededor del mundo. Sus siglas significan High-intensity interval training o entrenamiento de intervalos de alta intensidad. Su enfoque se basa en secuencias con ejercicios de alta intensidad seguidos por tiempos de descanso.

Si eliges intentarlo, prepárate para que este tipo de rutinas te quiten el aliento y te hagan sudar al límite. A cambio, quemarás una gran cantidad de calorías y, de este modo, consumir parte del estrés de la rutina de trabajo. Otra de las ventajas del HIIT es que al ser tan intenso tiene una menor duración. Intenta comenzar con esta rutina de solo 20 minutos sin necesidad de equipo.

Para los tradicionales: running. Correr es una actividad que en los últimos años ganó popularidad entre miles de personas, sobre todo, en las grandes ciudades. Hoy, en día, sigue siendo un ejercicio que representa un respiro para la mente y un reto para el cuerpo.

Aunque si piensas correr al aire libre, la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda hacerlo siempre con cubrebocas. Asimismo, busca las rutas menos concurridas y, de paso, disfruta de tu tiempo a solas.

Para los digitales: clases en línea. Si eres de los fans de la tecnología y de estar siempre conectado, desconéctate del trabajo un momento para ceder el turno a las clases de ejercicio en línea. Esta tendencia ha visto un gran crecimiento en los últimos meses gracias a su amplia oferta. Dance cardio, zumba, ritmos latinos, el famoso twerk e incluso ballet, estas clases vía plataformas online te ofrecen sesiones intensas de cardio a la distancia.

Otra ventaja de esta tendencia es que puedes hacerlo desde tu casa, a la hora que quieras y en compañía de tu familia. Además, ¡son divertidas! Atrévete a probar nuevos ritmos y actívate. Te dejamos una opción para probarlo.

Tiempo para ejercitarte

Recuerda que para realizar cualquier programa de ejercicioes importante que comiences con un calentamiento y cierres con un estiramiento. Esto reducirá la posibilidad de lesionarte.

También contempla integrar un espacio de entrenamiento en tu ocupada agenda de trabajo y compromisos sociales; inicia con dos o tres actividades de ejercicio por semana hasta hacerlo diariamente. Fija metas a cumplir y mide tu progreso de forma constante; incluso, recompénsate cada vez que concretes un objetivo.

Piensa que hacer ejercicio es un momento de ti para ti, así que disfrútalo y comparte tu experiencia en la sección de comentarios.